Consejos y zonas para recoger setas en otoño

Hace ya unas semanas que entró el otoño. Ha llegado el frío, la lluvia y la noche a las seis de la tarde. Sin embargo, esta estación también nos trae muchas bondades. Los bosques empiezan a transformar sus verdes y amarillos por ocres y marrones. Dar un largo paseo por el monte en esta época, rodeado de esta explosión de colores, se puede convertir en una experiencia irrepetible a pesar de las posibles inclemencias meteorológicas.

En el suelo además de las hojas de los árboles nos encontramos con una gran variedad de hongos y setas. Aunque la tentación por recogerlas para cocinarlas puede ser grande, es muy importante saber cuáles se pueden comer o ir acompañado por alguien que lo sepa ya que en España hay alrededor de 3.000 variedades de setas y hongos diferentes y solo 1.000 son comestibles. El resto son venenosas, algunas mortales, indigestas o saben mal.

Cada vez son más las personas que salen los fines de semana en busca de setas, lo que ha propiciado la creación de un turismo micológico. Además de expertos que van por su cuenta, en multitud de puntos de nuestra geografía se realizan excursiones guiadas que vienen especialmente bien para los que quieren empezar con esta afición. En ellas, además de juntarse con otros amantes de los hongos, se dan a conocer las características del entorno, qué setas crecen por la zona y cuáles se pueden recoger.

¿Cómo recoger setas del suelo?
El equipo necesario para recorrer el monte en busca de hongos es sencillo: basta con una navaja bien afilada, una cesta de mimbre para ir depositando las setas y muchas, muchas ganas de andar y pasar una velada perfecta.

Una vez que se localiza un ejemplar comestible, es necesario que se corte a ras de suelo, sin arrancarlo, para que pueda volver a crecer. Los hongos son organismos vivos y delicados, por lo que hay que tratarlos con cuidado para que conserven todas sus cualidades cuando lleguen a la mesa.

Algunas zonas recomendadas para recoger setas en España

En España existen numerosas zonas en donde los hongos crecen especialmente bien, en esta selección nos hemos centrado concretamente en áreas geográficas:

  • Cataluña. En Barcelona, en la comarca de Berdegá y cerca del Valle de Arán, en la zona de la Alta Ribagorça ilerdense.
  • Castilla y León. Es una de las regiones con más tradición. Te recomendamos Rabanales, en Zamora (su Centro Micológico es del país) y Navaleno, en Soria.
  • Madrid. En la Sierra de Madrid, en las zonas de Pinares Llanos, Fuentefría o Lozoya.
  • Andalucía. El Parque Natural Sierra de las Nieves, en Málaga, es una de las zonas andaluzas con mayor proliferación de hongos.
  • Aragón. Tanto en el Valle del Pirineo como en el parque Natural de Moncayo se organizan varias rutas en busca de setas durante todo el otoño.

Esta es solo una pequeña muestra de lugares con tradición micológica, pero hay muchos más.

Te animamos a que nos cuentes cuál es tu favorito y qué variedad de hongo o seta es la que más te gusta.

Fuentes de referencia

Euroresidentes (2013) “Los mejores sitios para recoger setas”.
Sierra, M. (2013) “Turismo micológico”. Edreams
Val, M. (2009) “Las setas con más valor gastronómico”, Sabor Mediterráneo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *